Llevamos una década probando las capacidades de la galaxia surcoreana y creemos que este año nos sorprenderán una vez más. Se ha anunciado el lanzamiento del Samsung Galaxy S10 y se prevé su presentación en el Mobile World Congress de Barcelona 2019 posterior al evento de San Francisco.

Lo que se ha filtrado sirve, al menos de momento, para hacerse una idea de cómo será. Por lo pronto, su estética parece ser muy inovadora. En los últimos años, la firma ha logrado diseñar un teléfono elegante y bonito en el que ha aprovechado hasta la mínima expresión la superficie.

 

El resultado fue que desde las dos últimas generaciones ha logrado producir un móvil apenas sin marcos ni bordes, una tendencia al alza en el mercado, pero que ha cuajado su propia personalidad. Mientras la industria se plegaba a la controvertida pestaña o «notch» a raíz del éxito del iPhoneX, Samsung ha seguido en sus trece. Y posiblemente lo volverá a repetir, aunque con ciertos cambios; va a «agujerear» las pantallas para colocar ahí, de manera discreta, las cámaras y sensores. Todo ello permitirá, en principio, llevar la relación de aspecto a un nuevo nivel.

Es decir, sin casi bordes laterales ni superiores o inferiores. Vendrá, según vaticinan los analistas, en tres tamaños, de 5.8, 6.1 y 6.4 pulgadas, siguiendo la estela de Apple en el presente curso. Lo que se cree es que cada modelo tendrá su propia denominación: Galaxy S10 Lite, Galaxy S10 y Galaxy S10 Plus, respectivamente. Ofrecerán capacidades de 128 GB y una versión configurable hasta 1 TB. Otra de las propuestas que se barajan viene de su apartado fotográfico. Aunque no será el primero en contar con esta fórmula (Huawei lo hizo antes e, incluso, Samsung lo ha llevado a uno de sus móviles de gama media), la marca asiática puede incorporar hasta tres cámaras traseras, aunque hay informes que apuntan hasta cinco lentes.

Una de sus principales novedades puede encontrarse en la seguridad biométrica. El próximo buque insignia de Samsung puede estrenar sensores ultrasónicos de huellas dactilares, de tal forma que será aún un sistema más rápido y seguro.

 

Al contrario que su rival Apple, que en sus nuevos modelos ha prescindido totalmente de esta tecnología, la firma surcoreana puede darle una vuelta el próximo año. Será uno de los primeros en ser compatible con las futuras conexiones 5G.

Ya morimos por saber todos los detalles y traérselos de primera mano este MWC 2019.

Para EstiloBCN Magazine Oscar Larios y Francisco Marín.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.